Cómo desarrollar la motricidad fina

Hace unos días una amiga me consultó como podía enseñar a su hijo a coger el lápiz de forma adecuada, porque David, con 7 años todavía no sabía hacer "la pinza digital" correctamente.

La motricidad fina es  la capacidad ppinza digitalara producir movimientos pequeños y precisos, y necesitan la coordinación ocular, coordinación ojo-mano y coordinación ojo-pie, por ejemplo ensartan unas bolitas en un hilo, recoger objetos pequeños con los dedos o coger el lápiz. La pinza digital consiste en el control voluntario de los dedos índice y pulgar para manejar adecuadamente el lapicero.

David vino a verme y puede comprobar que además de coger el lápiz inadecuamente, escribía con muchas dificultades y  también tenía problemas de lectura, en cambio dominaba perfectamente el lenguaje oral, tenía un vocabulario adecuado a su edad. El aprendizaje de la lectura y la escritura deben ir unidas porque ambos se dan gradualmente e interactúan.  Para que David pudiera escribir mejor, con un nivel adecuado a su edad, tenía que practicar la lectura, y practicar la pinza.

¿Qué ideamos?

En relación a la escrítura teniamos que volver atrás con David,  reforzarle en casa con ejercicios divertidos para practicar la motricidad fina, por ejemplo, trabajar con plastelina, jugar con canicas, coser con agujas adecuadas a su edad, jugar con mandalas magnéticos, con tangram enseñarle a hacer ganchillo. Los objetivos de estas actividades son:
  • Fomentar el ejercicio de los dedos índice y pulgar para el buen agarre de la pinza.
  • Lograr movimientos precisos.
  • Desarrollar el control viso-motriz
  • Fortalecer los movimientos bimanuales
 
  • Hablar con su tutora para que lo corrigiera cada vez que cogiera el lápiz incorrectamente.
  • Utilizar lapices  con adaptadores triangulares pinza digital
    En relación a la lectura, hicimos algunos ejercicios de deletreo de palabras y David no tuvo ningún problema en deletrearlas de memoria. Sus dificultades se centraban en la escritura y la fluidez de la lectura. Era muy importante organizar sesiones divertidas y que sobretodo no se frustara con los ejercicios que hicieramos. Intercambiamos actividades más lúdicas como por ejemplo jugar con plastelina, coser, puntear un dibujo, pintar con ejercicios de lectura y escritura. Los ejercicios de escritura los organizamos escribiendo en papel y también en pizarra. En general a los niños les gusta más escribir en pizarra que en papel. Llevamos dos semanas trabajando, y por ahora, le encanta venir. Os seguiré contando su evolución

Acerca de Carme

Cuentos infantiles y clásicos, recursos educativos gratis, psicologia infantil. Guía infantil para aprender, divertirse y educar a nuestros hijos.
Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario